Las refacciones de nuestros hijos deben ser lo mas nutritivas posible con productos altos en energía y nutrientes con el fin de que tengan un adecuado desarrollo y crecimiento a largo plazo y durante el día la demandante actividad escolar no se vea afectada.

 

El proceso de aprendizaje conlleva una fuerte actividad cerebral y muchas veces actividades físicas las cuales si no se esta preparado o dicho en otras palabras bien alimentado puede resultar en una experiencia poco agradable. Proteínas, carbohidratos, calcio, frutas son de vital importancia en la dieta diaria de nuestros pequeños para poder soportar la demanda diaria de todas estas actividades.

 

Muchos niños regalan, regresan la refacción o la intercambian con otros amiguitos. Algunos padres optan por la opción de darle dinero al niño con lo cual no tenemos la garantía que la refacción sea lo mas adecuada.

 

Es tan importante como sus clases que los niños no deje de comer saludablemente y es obligación de nosotros los padres enseñarles con el ejemplo.

 

Una refacción adecuada podría ser la siguiente

 

Alimentos con carbohidratos y fuentes de energía:

 

pan, galletas, avena, cereales

 

Alimentos como fuentes de Proteínas:

 

huevos, yogur, quesos, leche, jamón.

 

Alimentos fuentes de vitaminales y minerales:

 

verduras, frutas o hierbas.

 

 

Es importante combinarlos convenientemente para que sea de total agrado de los chicos.